“DAR UN PASO ATRÁS ES ARROJARSE AL BARRANCO” (1)

 Inicio / Realidades y Presencias / Realidades y Presencias # 156 / “DAR UN PASO ATRÁS ES ARROJARSE AL BARRANCO” (1)

Fecha Semanario

Ejes Temáticos

DAR UN PASO ATRÁS ES ARROJARSE AL BARRANCO Foto ACI Prensa

A 16 años de la masacre de Bojayá en Chocó, el Cristo Negro fue acogido en el encuentro nacional “Iglesia y construcción de Paz hoy en Colombia” como el símbolo de las barbaries dejadas por la guerra, esas que el país no debe volver a repetir jamás.

Hace un par de semanas salimos del encuentro que tuvo lugar en la ciudad de Cali, un espacio en el que nos encontramos con una significativa presencia de Obispos, sacerdotes, religiosos, religiosas y laicos de diferentes regiones del país con un compromiso especial por ser artesanos de Paz.

Encontrarse fue la oportunidad para soñar, pensar y construir en colectivo; importante encuentro que renovó y llenó nuestros espíritus de fuerza para seguir dando los pasos que en el 2017 vino a orientar el Papa Francisco en su visita, pasos certeros y con convicción hacia la construcción de Paz en los territorios y en la cotidianidad de pueblos y comunidades.

De allí que el símbolo que acogiera el encuentro estuviera representado en el Cristo Negro de Bojayá, el mismo que se hizo visible con la oración del Santo Padre en Villavicencio y que muestra en su corporalidad el daño y sufrimiento que ha sido ocasionada con la terquedad de querer continuar en la confrontación de odios y acciones violentas.

Un Cristo desmembrado que espera, al igual que las víctimas, ser reparado, ser sanado; un cuerpo que nos remite al cuerpo social de la sociedad colombiana tan golpeada por el monstruo de la guerra, tan fragmentada por los odios y tan herida por el rencor que frena la oportunidad de caminar hacia adelante.

La memoria de este encuentro que se da 16 años después de la masacre de Bojayá, nos habla de ese compromiso de cuidar la vida y sembrar la paz que asumimos como hombres y mujeres cristianos; camino que tiene luz y futuro hacia el horizonte, pues hacia atrás está la continuidad de un Estado fallido que obliga a sus hijos pobres y en diferentes bandos a llevar la bandera deshonrosa de la guerra y el homicidio.

Caminos y pasos hacia adelante que nos permitan profundizar en la democracia y la Paz, que den lugar a la participación social diversa y diferente, que den lugar al respeto de las ideas, a la construcción y discernimiento colectivo, al poder ciudadano que se activa, se forma y se hace Estado.

Caminos y pasos hacia adelante, que escriben una historia diferente a la que ya escribimos mal con fusiles y metrallas; una nueva historia de acogida que dé refugio al que está en peligro, una historia de solidaridad que extienda la mano sin reparos, una nueva narrativa que espante la guerra de los corazones y palabras. Una nueva historia que nos permita honrar la palabra cumpliendo lo acordado y reencontrarnos con la humanidad y hermandad necesaria para jamás volver a atentar contra la vida.

De ese encuentro salimos viendo el fondo del río a pesar de las turbulencias, con la certeza de que lo que hacemos en comunidad no tiene tiempo electoral ni precio contractual.

 

Observatorio de Realidades Sociales  

__________________________
[1]Palabras de Monseñor Darío de Jesús Monsalve, Arzobispo de Cali, para llamar la atención sobre la importancia de avanzar y no retroceder en el acuerdo firmado.   

Acerca de nosotros

El Observatorio de Realidades Sociales es un servicio y un espacio de la Arquidiócesis de Cali para monitorear, interpretar, difundir e incidir en el conocimiento de las realidades sociales de la ciudad-región, con la perspectiva de acompañar a la ciudadanía en la construcción de alternativas de vida.

Contáctenos

 

  • Carrera 4a N°7-17
  • 8890562 Ext: 1010-1013 
  • observatoriorealidadessociales@arquicali.org